El Sporting de Portugal fue mejor y se llevó el título, aunque sufrió en los últimos instantes.

 

10 de Noviembre de 2019

 

CRAT Residencia Rialta (12): Ali, Claudia, Paula, Pimi,, Mona, Sara Gutierrez, Judith, Alevín, Alba Lalín, Anita, Maitane, Elsa, Mariana, Jess y Joana Murray.

También Jugaron: Kate Matau, Cheta, Turena y Victoria Meki.

 

Sporting de Portugal (16): Semedo, Marqués, Te Iringa, Freira, Delgado, Pargana, Lima, Heitor, Braga, Ozorio, Rangel, Baptista, Gabriel, Pedro y Correia.

También Jugaron: Gavinho, Ferreira, Teixeira, Branco y Máximo.

 

Marcador:

Min 3; 0-5 Ensayo de Rangel

Min 22; 0-8 Patada transformada por Ozorio

Descanso

Min 43; 0-13 Ensayo de Lima

Min 48; 0-16 Golpe de castigo transformado por Lima.

Min 70; 7-16 Ensayo de Castigo

Min 78; 12-16 Ensayo de Turena

 

Todo parecían inconvenientes para que esta Copa Ibérica tuviese éxito, un día especial en lo político, coincidente con otros eventos deportivos y con un tiempo desapacible al máximo, pero aún así, la afluencia de público al Estadio Universitario de Elviña fue más que aceptable.

Antes del comienzo del partido, durante los himnos, solo viendo la planta de las jugadoras visitantes ya se podía prever un encuentro complicado, ya que, el Sporting presentaba un quince de gran envergadura, muy difícil de contrarrestar por el juego dinámico que gusta a las coruñesas, sobre todo, con unas condiciones meteorológicas de viento y agua.

Durante casi todo el partido la tónica fue muy similar. Sin un juego espectacular que les lanzase en el marcador, pero mostrando una solidez y un físico superiores, las portuguesas ahogaban cada ocasión local y transformaba cada ruck coruñés en un suplicio, lo que las fue poco a poco alejando en el marcador hasta los 16 puntos arriba.

En los últimos minutos del encuentro el partido dio un giro inesperado. Con el cansancio haciendo mella, y con las sustituciones, las locales pasaron a ser las dominadoras únicas y a poner contra las cuerdas a sus rivales. Dos ensayos rápidos daban la sorprendente posibilidad al CRAT de tener una última posesión que las podía llevar hasta la copa. Finalmente, las lisboetas frustraron este chance y sellaron una justa victoria.

Independientemente de la derrota en su primer trofeo internacional, en encuentro deja también una lectura ilusionante. Un duelo de tú a tú frente a un rival de nivel como pocos se pueden encontrar en la Liga Iberdrola y un equipo que crece a cada partido y que vuelve a aspirar a todo para la nueva temporada.

 

Foto: Diego Dolan